La Mejor Información Deportiva

«Lasismo» 11.0: una imperiosa renovación en marcha

0

La dolorosa derrota en la final de la Copa del Rey frente al FC Barcelona confirmó los síntomas de agotamiento de la plantilla: es necesario afrontar una profunda renovación el próximo verano para recuperar el liderazgo nacional y europeo.

El Real Madrid se presentaba en la Copa del Rey, a diferencia de otros años, sin el cartel de favorito debido a las buenas sensaciones de su eterno rival. A pesar de mostrar el gen competitivo que le caracteriza, la contundente derrota en la final reveló las debilidades de un equipo agotado y acosado por las bajas. Recordemos que el Madrid llegó al encuentro final por el título con una plantilla muy castigada por las lesiones: a las conocidas bajas de Randolph y Taylor se sumó la de Rudy, además de las molestias de jugadores fundamentales como Tavares o Deck.

Filosofía en los despachos

Durante la etapa de Pablo Laso al frente del banquillo madridista, la filosofía en cuanto a fichajes siempre ha sido clara: apostar por un núcleo de jugadores principales (Sergio Llull, Rudy Fernández, Jaycee Carroll, Felipe Reyes…) y añadir pinceladas en forma de refuerzos que cubrieran las carencias básicas. Este excelente trabajo de la dirección ha resultado fundamental para los éxitos durante la última década.

Sin embargo, las salidas de jugadores fundamentales en los últimos años han disminuido considerablemente la calidad de la plantilla: sin ir más lejos, bajas decisivas como las de Doncic y Campazzo no han sido reemplazadas con sustitutos de garantías. Además, hay que recordar que el núcleo duro del equipo se compone de jugadores muy veteranos, por lo que la renovación parece inevitable y, al mismo tiempo, imprescindible para seguir compitiendo.

Cuerpo técnico

En primer lugar, la planificación de la próxima temporada pasa por la renovación de Pablo Laso. El técnico vitoriano, que sumaría su undécima temporada en el banquillo madridista, aseguró durante la Copa del Rey que el Real Madrid y Laso “son dos partes que van a seguir juntas”. De este modo, a excepción de sorpresa mayúscula, su continuidad parece segura.

Perímetro

Dentro de la plantilla, el equipo reclama un cambio de timón: Laprovittola será una de las bajas en verano. El jugador argentino no ha alcanzado el nivel que le permitió ganar el MVP de la Liga Endesa y le valió su fichaje por el Real Madrid. Para sustituirle, varios medios aseguran que llegará Thomas Heurtel. El base francés se encuentra actualmente sin equipo tras su polémica salida del Barcelona y acompañará a Llull y a Alocén en la dirección de juego. La llegada de un escolta/alero anotador también dependerá del futuro de Deck, tentado por la NBA, y de Carroll, quien no ha descartado aplazar su retirada un año más.

Juego interior

En la pintura madridista es donde se avecinan los cambios más profundos: Felipe Reyes se retirará al final de la campaña y Alex Tyus, fichaje del pasado mes de enero, no tiene garantizada la continuidad. El equipo ha echado en falta un pívot que paliara la ausencia de Tavares durante sus minutos de descanso, por lo que se buscará un verdadero relevo de garantías. Asimismo, la evolución de Randolph en su recuperación condicionará la búsqueda de nuevos fichajes.

Final de temporada

Para el final de la temporada 2020/2021, los objetivos del equipo pasan por asegurar el primer puesto en Liga Endesa y garantizar el factor cancha en el playoff de la Euroliga. Debemos recordar que desde el inicio del proyecto Laso en 2011, el conjunto madridista ha alzado al menos un título por temporada. Por tanto, sobran los motivos para confiar en este equipo, cuyo principal mérito no ha sido devolver los trofeos a la sección, sino crear un estilo de juego reconocible y con el que el aficionado merengue recuperó la ilusión tras años de travesía por el desierto.

 

Imagen principal vía: ACB.COM

Síganme en: @antonio_aibar y sigan toda la información y la actualidad deportiva en @VIP_Deportivo. En nuestro Facebook: VIP Deportivo e Instagram @vp_deportivo.

Deja un comentario