AnálisisDestacadoEurocopaFútbol Internacional

Los Países Bajos consiguen en cinco minutos el pase a semis

Turquía luchó muy duro, pero la selección neerlandesa le sorprendió en la recta final

El último partido de cuartos de final de la Eurocopa, se ha disputado en el estadio olímpico de Berlín entre los Países Bajos y Turquía. Después de que se hayan clasificado España y Francia, y que se enfrentarán este martes en semis. Inglaterra ha quedado pendiente de quién será su rival, en la penúltima pantalla del juego de la Euro.

Los tres partidos de cuartos jugados han acabado con prórroga, y dos de ellos con penaltis. Pero por lo que pareció con el devenir del encuentro, parece que este último iba a ser algo diferente.

Control turco

En el primer tiempo hubo de todo, para solo 45 minutos de juego. De primeras, la selección neerlandés tuvo la posesión del esférico, y lo acompañó con un juego desafiante, y un ataque definido. La primera ocasión vino Memphis en el primer minuto, pero demasiado alto. A los cinco minutos, el delantero de los Países Bajos repitió hazaña, pero rebotó en la defensa turca el balón, y su compañero Gapko aprovechó la ocasión mandando el balón fuera.

A los diez minutos, Turquía tuvo su primera oportunidad de marcar gol, con un disparo demasiado alto de Özcan. El ataque fallido, ayudo a que el equipo de Montella se viniera arriba.

Garpo contestó con un nuevo asedio, donde sin querer pisó a Akaydin en la caída del remate. Y el juego siguió con una ofensiva de Çalhanoğlu, que despejó Van Dijk.

Pasada la media hora, Abdülkerim volvió a la búsqueda del gol. Y fue en el minuto 35, cuando el equipo turco consiguió su objetivo. Tras un saque de córner del capitán Çalhanoğlu, Güler se hizo con el balón fuera del área. Y con su diestra, le puso botando el esférico a Akaydín que remató de cabeza al fondo de la meta de Verbruggen.

 

Tras el gol, los hombres de Koeman lucharon por irse al descanso, al menos con un empate, pero no lo consiguieron.

Sorpresa neerlandesa

Después del pase por vestuarios, el segundo tiempo fue totalmente distinto al primero. Aunque empezó Turquía esta vez siendo superior al rival. Los Países Bajos metieron el turbo en los últimos 20 minutos de partido.

Arda Güller llegó a tener el segundo gol en el minuto 55, con un disparo que acabó dando al palo. Y en el 64, Yildiz chutó fuera del área, pero Verbruggen sacó una mano prodigiosa, y despejó el esférico in extremis. Pero cerca del minuto 70, todo comenzó a cambiar. Después de que Turquía fuera por delante del marcador más de la mitad del tiempo del partido, los Países Bajos anotaron dos goles en cinco minutos.

El primer gol llegó de un saque de córner en el minuto 70. Memphis dio la asistencia a Vrij, y éste en un remate de cabeza anotó al fondo de la red de Günok. Y justo, a los cinco minutos, una asistencia de Dumfries, le puso en línea de meta a Garpo el esférico. Y aunque este remató, el gol se le adjudicó en propia puerta a Turquía con la autoría de Müldur.

Aunque, la plantilla de Montella luchó los últimos diez minutos vaciándose completanmente en el área rival. Y tuvo numerosas ocasiones, sobre todo de Aktürkoğlu, y una de Tosun. Verbruggen tuvo un día excepcional, y paró todo bajo palos.

 

Países Bajos se mete en la semifinal, con un resultado final contra Turquía por 2-1, y será la rival de Inglaterra el miércoles de la próxima semana.

Imagen principal vía: Photo by JAVIER SORIANO/AFP via Getty Images-

Podéis seguirme en @jesuisduna y sigan toda la información y actualidad deportiva en @VIP_Deportivo, en nuestro Facebook: VIP Deportivo e Instagram: @vp_deportivo.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba