AnálisisFútbol EspañolLaLiga 2Real Zaragoza

Víctor Mollejo y una adaptación complicada

Víctor Mollejo recaló en las filas del Real Zaragoza con la vitola de ser una pieza importante, pero no está siendo ni la sombra de lo que demostró en sus anteriores etapas.

Víctor Mollejo recaló en las filas del Real Zaragoza con la vitola de ser una pieza importante, pero no está siendo ni la sombra de lo que demostró en sus anteriores etapas.

¿Cómo es posible que un jugador que ha estado en Primera División hace tan solo un par de años y rindiendo al máximo nivel en Segunda pase a ser prescindible en una plantilla que adolece de calidad y acierto en los metros finales? Este es el caso de Víctor Mollejo. El futbolista ciudadrealeño no acaba de adaptarse al estilo de juego de Juan Carlos Carcedo y se ha convertido en un jugador intrascendente dentro de la plantilla maña. 

El atacante empezó sumando minutos desde el banquillo y poco a poco gracias a su garra y carácter fue haciéndose un hueco en el 11 titular. Pero hasta ahí. Porque Mollejo no ha demostrado todavía ni la mitad de lo que es capaz de dar al equipo. Y no es un supuesto, ya que sus temporadas en el Deportivo de La Coruña y Tenerife así lo corroboran.

Su trayectoria futbolística

Mollejo dio el salto al fútbol profesional con tan solo 18 años de la mano del conjunto coruñés -cedido por el Atlético de Madrid- y resultó sorprendente su rendimiento siendo tan prematuro. El manchego consiguió anotar 6 dianas y repartir 4 asistencias, apareciendo siempre desde la banda. Aún más meritorio ya que aquel Dépor acabó descendiendo a 1ºRFEF.

A pesar de la temporada para el olvido a nivel colectivo, Mollejo llamó la atención de un primera, el Getafe. Allí no acabó de adaptarse y el Mallorca decidió lanzarse a por él en el mercado invernal. En el conjunto insular jugó 10 partidos en los que marcó 2 goles. Buenos registros teniendo en cuenta la categoría y los pocos minutos con los que contó.

Después del año en Primera División con más sombras que luces, recaló en el cuadro ‘chicharrero’ a las órdenes de Luis Ramis y resultó ser clave en sus esquemas. El 1-4-4-2 del técnico tarraconense le sentó como anillo al dedo y pudo desplegar al máximo sus cualidades.

Una aclimatación difícil

Ahora, Mollejo se encuentra en un Real Zaragoza a la deriva en donde la falta de talento y desborde es preocupante. En este contexto es cuando ciertos jugadores deberían deslumbrar por encima del resto. No es su caso ni el del resto de sus compañeros.

El extremo izquierdo no acaba de arrancar en el sistema de Juan Carlos Carcedo. Quizás sea porque la presión en Zaragoza es distinta a la que se puede vivir en el resto de equipos de la categoría o simplemente sea cuestión de tiempo y paciencia. Justamente lo último de lo que dispone el Real Zaragoza. Lo que está claro es que el equipo necesita cuanto antes la mejor versión de Víctor Mollejo; aquel extremo veloz, habilidoso y con desparpajo. Características que actualmente se encuentran en peligro de extinción dentro del mundo del fútbol.

 

Imagen principal vía: Francisco Jiménez

Por: Guillermo Nazar

Síganme en @guille8nazar y sigan toda la información y actualidad deportiva en @VIP_Deportivo , en nuestro Facebook: VIP Deportivo e Instagram : @vp_deportivo

Guillermo Nazar Lorente

Proyecto de periodista. Apasionado del fútbol, pero sobre todo del Real Zaragoza.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto:

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios