La Mejor Información Deportiva

Todos los candidatos ganaron, pero sólo uno levantó la liga más igualada del año

0

La temporada 2017-18 a nivel de clubes ha llegado a su fin y entre las ligas más potentes de Europa, sólo ha habido una que ha necesitado la última jornada para conocer cuál sería el nuevo campeón. Hablamos de la liga más emocionante en el presente curso, que para sorpresa de muchos, es la turca. 

@Besiktas

La llegada de jugadores de renombre como Quaresma, Pepe, Adriano Correia, Talisca, Özyakup, Babel, Feghouli, Arda, Adebayor, Clichy, Inler, Dirar, Soldado, Negredo, Giuliano, Valbuena, Škrtel, Isla o Kameni, Robinho o Eto’o entre otros, ha aumentado el nivel en los últimos años, y la igualdad entre los cuatro equipos de Estambul (Beşiktaş, Fenerbahçe, Galatasaray y Başakşehir) ha sido tremenda para el aficionado.

A excepción de un Besiktas al que su gran papel en la presente edición de la máxima competición continental le ha restado fuerzas para competir hasta el final, los otros tres equipos tenían opciones matemáticas de alzar el trofeo el pasado fin de semana; y los cuatro equipos en cuestión llegaban con el acceso a Europa garantizado de cara a la temporada siguiente, pero ninguno era aún oficialmente equipo Champions.

Contra todo pronóstico, el Başakşehir ha sido quien más tiempo ha ocupado la cabeza de la Superliga en el presente curso, sin embargo, un clásico como el Galatasaray, ha sido el que mejor se ha preparado y ha arrancado el sprint final para llegar a la decisiva última jornada dependiendo de sí mismo. Para ello, fue fundamental la victoria de los pupilos de Fatih Terim a falta de cuatro fechas para la conclusión del campeonato frente al Beşiktaş, en lo que fue un partidazo de este equipo y más concretamente de Belhanda y Garry Rodrigues, que dejaba ya al equipo con el liderato a su favor y ponía tierra de por medio ante el favorito para alzar el trofeo. 

Al Galata le tocaba visitar el Bornova Stadyumu del Goztepe, y un único gol desde el punto de penalti de Bafetimbi Gomis, que se convirtió en el primer máximo goleador francés de la liga, sirvió para que su equipo lograra los tres puntos, y sumase su vigesimoprimer título liguero. El nuevo campeón ya posee en sus vitrinas dos trofeos nacionales más de los que se encuentran en las de su eterno rival Fenerbahçe, que fue el subcampeón de esta liga y jugará la fase previa de la Champions League.

Por su parte, el Başakşehir de dos viejos conocidos de nuestra liga como Arda Turan y “Manolito” Adebayor, ha perdido la gran oportunidad de conseguir su primer reinado en el fútbol turco. No obstante, esta tercera plaza será recordada como uno de los mejores resultados de su historia y su temporada invita al optimismo y a la próxima edición de la UEFA Europa League, junto con un Beşiktaş para el que la temporada puede considerarse como un fracaso, pese a la buena imagen que ha mostrado.

 

Foto de portada: @Galatasaray.

Imágenes del artículo: @Galatasaray y @Beşiktaş.

Por: Iñaki María Avial.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.