La Mejor Información Deportiva

Kubica, una vida en forma de novela ejemplar cervantina

0

El polaco ha anunciado su marcha de Williams después de no haber brillado como deseada en la temporada de su debut. Sin duda, se trata de un gesto que le halaga

Singapur ha supuesto una mayor apertura de la silly season. Robert Kubica ha hecho oficial su marcha de la escudería Williams al término de la presente temporada. De este modo, los de Grove dejan vacante un hueco para que gente del programa de jóvenes pilotos de Mercedes. Por lo tanto, el canadiense Nicholas Latifi, puedan debutar en Fórmula 1. A

Sin duda, se trata de un ejemplo que muchos profesionales deben tener en cuenta a la hora de entender cuando están entorpeciendo proyectos ambiciosos como pueden ser el de jóvenes pilotos o del equipo. Ha quedado totalmente demostrado que sus condiciones físicas no cumplen las exigencias competitivas del Campeonato.

Su esfuerzo para volver a competir después de su grave accidente en enero de 2011 es digno de admiración. Sin embargo, a pesar de haber puntuado en el caótico Gran Premio de Alemania, demostró un nivel extremadamente inferior que el de su compañero George Russell.

Muchos pedían a gritos su marcha, pero ha sabido entender que es necesario irse cuando te das cuenta que tu presencia supone una carga para el equipo. No obstante, a pesar de haberse hecho oficial su adiós al equipo británico, ha señalado que no dejará completamente el Motorsport.

Imagen
Imagen: Robert Kubica. Imagen vía: Twitter oficial de Robert Kubica

En mi humilde opinión, resulta comprensible su postura de cara a 2020. No ha estado a la altura del reto y no puede dejar un final tan flojo en la historia de superación que inició en 2017 cuando se estaba cociendo su posible vuelta.

Se barajan dos posibilidades que pueden repercutir en su futuro cercano. La primera es convertirse en piloto reserva de Racing Point gracias a la influencia de su patrocinador, PKN Orlen. Otra pasa por dar el salto al DTM. Ha recibido el rechazo de Audi, acción completamente comprensible para una marca que busca el dominio absoluto. El fabricante germano debe buscar a los equipos con mejor estado de forma.

Por lo tanto, su continuación en la alta competición pasa por dos posibilidades. La primera es hacerse un hueco en el equipo privado WRT. La intensidad de estas competiciones es mayor, ya que podría dosificar su esfuerzos en mayor medida puesto que los pilotos se van turnando a la hora de afrontar las carreras. Otra opción pasa por intentar encontrar un hueco en la Fórmula E. La duración de las carreras es menor y no se bajaría de un monoplaza.

Ojo, ambas posibilidades no son sinónimo de que el propio Kubica pueda culminar su fracaso durante su segunda etapa en la competición. La Fórmula 1 no es el único camino para triunfar, ya que categorías como el WEC, Fórmula E, DTM o IndyCar están ofreciendo un nivel de pilotaje que no tiene que envidiar a muchos miembros de la actual parrilla que competirá en Singapur. 

En definitiva, el propio Robert no debe bajar los brazos porque ha superado obstáculos que se antojaban casi imposibles de vencer. Nadie dijo que su vuelta fuera difícil, pero su fracaso en Williams puede tener un significado mayúsculo para él, ya que a veces el destino nos protege para algo mejor que puede penetrar en la bolsa de sueños que atesora el polaco.

Imagen principal: Twitter oficial de Robert Kubica
Síganme en @victor9715 y sigan toda la información y actualidad deportiva en @VIP_Deportivo, en nuestro Facebook: VIP Deportivo o en nuestro Instagram: @vp_deportivo.

Deja un comentario