La Mejor Información Deportiva

El resurgir de la Penya

0

El Joventut de Badalona pasó una de sus peores temporadas. En un año marcado por las falencias económicas, la Penya supo sacar a flote su orgullo y conservar su plaza en ACB con un récord final de 12 victorias y 22 derrotas. Los de Badalona tuvieron que sentir que tocaban fondo para tomar impulso y resurgir.

Un comienzo duro

La Penya comenzó su temporada de forma muy ajustada. Ya se veía venir que la plantilla era corta y que contaba con muchos jugadores que estaban en el ojo de la tormenta. Esto se confirmó con un mal inicio de campaña donde solo ganaron 3 de los primeros 11 partidos. Los principales problemas vinieron en la conducción, donde solo había dos bases naturales, Mavra y Neno Dimitrijević. El bajo rendimiento del primero, sumado a la inexperiencia de Neno, obligaron a Sergi Vidal a ejercer de base. Los resultados siguieron sin acompañar a los de Badalona que veían avanzar la temporada sin encontrar la dinámica de su juego. Eran uno de los equipos que más puntos por partido recibían y no encontraban la forma de darle la vuelta a la situación. A mediados de temporada se sumaron a los problemas deportivos, problemas institucionales. Se comenzó a hablar de falta de acuerdo con el ayuntamiento de Badalona y por ende de problemas de financiación. El túnel cada vez se hacía más largo y ellos seguían sin ver la luz.

La ayuda vino de Rusia y de Australia

Los primeros meses del 2018 fueron un terremoto para la Penya. En medio de los rumores de una posible disolución de la institución por motivos financieros, llegó Nicolás Laprovittola, proveniente del Zenit de San Petersburgo. El argentino venía de meses apartado del primer equipo y sólo entrenando con el filial, por lo cual vino en calidad de cedido. Durante sus primeros partidos dejo destellos de aquel Lapro del Estudiantes, aunque sin obtener resultados positivos. En un abrir y cerrar de ojos, entre finales de febrero y principios de marzo, se destituyó a Ocampo y se nombró a Carles Durán como entrenador, y también se fichó a Demetrius Conger, proveniente de la liga australiana.

Estos cambios fueron los definitivos para que los de Badalona resetearan su cabeza y volvieran a creer que la salvación era posible. Duran ajustó algunas piezas en defensa y dio protagonismo a jugadores que hasta ahora no lo habían tenido, como es el caso de Birgander y Gielo. Otro que tomó protagonismo fue Jerome Jordan, a quien benefició la llegada de Laprovittola. Se entendieron desde el primer minuto y explotaron el pick & roll mostrando todas sus variantes. Conger aportó carácter y determinación. El estadounidense supo aprovechar su gran envergadura y sacar ventaja en el poste bajo. Durante el mes de marzo la cara de la Penya cambió por completo, aunque los resultados no acompañaban. Su última victoria había sido en diciembre contra el Tecnycota Zaragoza.

Lapro
Laprovittola agradece a la afición por su apoyo. Foto: Divina Seguros Joventut

Un abril de película

Durante el mes de abril el Joventut fue otro y las buenas sensaciones que había dejado marzo por fin estuvieron acompañados de resultados. Empezaron el mes ganándole al Gran Canaria y de ahí en más fueron una máquina arrolladora. Disputaron siete partidos y perdieron solo uno, contra el Real Madrid. Durante este mes batieron a equipos como el Bilbao o el Zaragoza, rivales directos en la lucha por el descenso. Todos los jugadores dieron un paso al frente y liderados por un Laprovittola estelar (que acabaría siendo MVP del mes de mayo de la ACB) lograron asegurar la categoría. Cerraron la temporada a lo grande con una victoria por 85-78 ante el Unicaja de Málaga en el Palacio Municipal de los Deportes de Badalona frente a toda su afición.

El barco sigue navegando, al menos por un año más

El Joventut, con su plaza ACB ya asegurada, debe pensar ahora en la temporada próxima. La situación de Laprovittola, que fue el líder de la remontada, es muy complicada. Otra cesión por parte del Zenit es casi imposible y el dinero que le ofrecen otros equipos es muy superior al que puede ofrecer la Penya. El caso de Conger es similar, ha demostrado buen nivel y buscará ofertas de equipos que compitan en Champions o Eurocup. La buena noticia es que Carles Durán seguirá en el cargo el año siguiente y que la situación económica del club está mejor. A partir de ahora tocará esperar por refuerzos y/o renovaciones para ver la plantilla del año que viene. Sea como sea, el barco sigue navegando.

 

Imagen de portada: Divina Seguros Joventut

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.