La Mejor Información Deportiva

El Oporto acaba con la hegemonía encarnada en Portugal

0

El Oporto gana la Liga NOS de Portugal a falta de una jornada para el final y rompe la racha del Benfica. El equipo de la capital llevaba 4 ligas consecutivas pero su empate en el derbi ante el Sporting le ha dado el título a los de ConceiçaoEl partido entre Sporting y Benfica disputado en el José Alvalade enfrentó a dos equipos que han estado un peldaño por debajo del Oporto en toda la temporada. Este hecho se pudo comprobar en este encuentro ya que ambos conjuntos jugaron con más miedo a perder la segunda plaza de Champions que de recortar distancia con el líder. El empate a 0 fue justo y el equipo de los Dragones Azules pudo festejar el título un día antes de su partido ante el Feirense, que aun así ganarían por 2 goles a 1.

La liga portuguesa no destaca por ser una competición muy abierta a las sorpresas. De hecho, podemos considerar que históricamente es uno de los campeonatos más cerrados de Europa. Únicamente 5 clubes han levantado el trofeo desde que se comenzase a disputar en 1934. A lo largo de estos 84 años tan solo Os Belenenses y Boavista han conseguido romper el dominio de Benfica, Sporting y Oporto. Así, el equipo de las Águias ostenta 36 títulos en su haber, el Oporto 28 y el Sporting 18. El Os Belenenses consiguió su única liga en el 1946 mientras que el Boavista hizo lo propio en 2001 en la que está considerada como una de las mayores sorpresas del Siglo XXI. Por si fuera poco, el equipo de los Leões atraviesa una gran sequía y desde 2002 no levanta un trofeo.

De esta manera, las últimas 16 temporadas se han repartido entre los dos conjuntos más laureados del fútbol luso. El Sport Lisboa e Benfica ha conseguido 6 y el Oporto 10. Pese  a ello, en las últimas 4 campañas hemos asistido a una hegemonía encarnada y en agosto el equipo de Rui Vitória era el principal favorito para revalidar el campeonato. Si lo hubiese conseguido, el Benfica habría igualado los 5 títulos consecutivos que logró el Oporto entre 1995 y 1999. Nadie más lo ha logrado hasta el momento. Los aficionados del Benfica tendrán que esperar al menos un lustro más.

El Oporto de Sérgio Conceiçao ha sido un equipo regular, correcto y ordenado que ha sabido aprovechar todas las oportunidades que ha ido teniendo a lo largo del curso. Hay que recordar, además, que de los 3 clubes lusos que participaron en la Liga de Campeones, el Oporto ha sido el que más lejos ha llegado. Cayeron en octavos ante el flamante finalista, el Liverpool. En la liga portuguesa su inicio fue fulgurante con 7 victorias consecutivas y una idea muy clara de juego con un sistema inamovible de 4-4-2.  Las únicas dudas surgían en el centro del campo donde con el tiempo Héctor Herrera le acabó comiendo la tostada a Óliver Torres. Sin embargo, en algunos partidos destacados como contra el Mónaco en Champions o contra el Sporting en liga, la irrupción del centrocampista Sérgio Oliveira hacía cambiar el sistema a un 4-3-3. De esta forma, Conceiçao iba alternanado el sistema e iba rotando entre el Tecatito Corona, André André, Otavinho y el propio Sérgio Oliveira. A la vez Iker Casillas perdía la titularidad en lugar de José Sa.

El equipo mantenía una buena dinámica y defendía con buenos resultados su liderato en la Liga NOS ante Sporting y Benfica. Moussa Marega y Vincent Aboubakar se hinchaban a meter goles pese a ir cediendo su puesto en la delantera con un Tiquinho Soares que no ha estado tan eficaz como en la temporada pasada. Con esta situación encaraban la eliminatoria con el Liverpool que iba a marcar un antes y un después. El 0-5 en casa le costaba la titularidad al guardameta José Sa, y Casillas volvía a la portería. La trayectoria era muy buena pero sus perseguidores fueron mejorando el rendimiento a medida que avanzaba la temporada y así, la segunda vuelta del Benfica ha sido sensacional. La derrota ante el Paços de Ferreira dió esperanzas a los dos equipos de Lisboa y el partido ante el Benfica en la jornada 30 se convirtió en una final anticipada por el título. El gol de Héctor Herrera en el 90 permitía a los de Conceiçao tocar el trofeo con sus manos. Tres partidos después se convierten en campeones.

El Oporto ha vuelto a reinar en Portugal siendo el equipo más goleador con 81 goles y el menos goleado con 18. Su éxito se centra en la labor del entrenador que ha conseguido confeccionar un bloque compacto donde prima el colectivo por encima de las individualidades. Aun así, hay algunos futbolistas que destacan por encima de los demás. Por ejemplo, los delanteros africanos, Marega y Aboubakar, acumulan 22 y 15 goles respectivamente, Alex Telles, el lateral izquierdo, es el máximo asistente del torneo con 12 pases de gol y Sérgio Oliveira ha sido la gran revelación en la medular del equipo campeón.

Por: Cristian García 

Imagen: vía fcporto.pt

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.