AnálisisBaloncestoDestacadoNBA

Donovan Mitchell abre el año con una noche histórica

El escolta Donovan Mitchell, dio una exhibición en la victoria de Cleveland sobre Chicago por 145-134, siendo 71 puntos suyos.

El escolta Donovan Mitchell, dio una exhibición en la victoria de Cleveland sobre Chicago por 145-134, siendo 71 puntos suyos.

La araña brilló en un choque apasionante contra Chicago (145 – 134), su casillero al final del partido roza lo inimaginable, 71 puntos, 11 asistencias y 8 rebotes. No se había visto una actuación tan anotadora desde los 81 de Kobe allá por el 2006, aunque Devin Booker se quedó cerca en 2020 con 70 puntos. El neoyorquino se convierte en el 7º jugador en la historia que llega a los 70 puntos en un partido de la NBA.

Un instant-classic

El partido fue memorable, no sólo por la actuación del escolta sino por que nos dejó un final trepidante en la prórroga. Cleveland fue perdiendo durante la mayor parte del encuentro y durante prácticamente todo el último cuarto, sin embargo, los de Ohio no consintieron que la ventaja ascendiera a dobles dígitos lo que les brindó la oportunidad de igualar el choque en los últimos segundos.

El duelo entre Mitchell y DeRozan fue apoteósico, los dos All-Star brillaron con luz propia, aunque fue el local el que se llevó el gato al agua. LaVine también destacó con 26 puntos para demostrar que aún está a gran nivel, a pesar de los numerosos rumores que le rodean con la posibilidad de un traspaso.

Aunque el partido de los Bulls dejó mucho que desear en el apartado defensivo, en especial en las situaciones de bloqueo directo donde Mitchell maniobraba a su antojo. La pasiva defensa de Vucevic hizo que Donovan y Jarrett Allen encontraran una vía rápida y fácil para la remontada en el último cuarto. Una vez se llegó a la prórroga el 45 se mostró totalmente infalible, decidido a poner la guinda al pastel y consolidar una actuación histórica con una victoria en casa. Chicago no encontró respuesta para frenar el vendaval y con esta nueva derrota se aleja más de los puestos de Playoffs. 

El encaje perfecto

Los Cavs sorprendieron a todo el mundo en la pasada campaña por su temprana explosión. Darius Garland y Evan Mobley fueron los principales nombres que consiguieron que Cleveland pasara de un equipo de reconstrucción a un contender en tiempo récord. La llegada de SpidaMitchell este verano dejaba al equipo de los caballeros en una situación muy optimista e ilusionante de cara no sólo a corto plazo sino a construir un proyecto ganador duradero.

Se especuló mucho su llegada a los Knicks, pero al final fueron los Cavs quienes ofrecieron el traspaso más interesante para las oficinas de Salt Lake que a cambio recibieron a Collin Sexton, Lauri Markkanen y Ochai Agbaji.

Donovan no ha necesitado tiempo para aclimatarse, desde el minuto uno ha demostrado que su compromiso con la franquicia es total a pesar de que, como incluso confirmó él mismo, esperaba volver a casa (New York) este verano. Con un jugador de este calibre la plantilla ha subido enteros, a pesar de las continuas lesiones de Garland la imagen es muy esperanzadora de cara al tramo final de temporada.

La realidad es que Cleveland ya se codea con los grandes equipos del este, Boston, Milwaukee y Brooklyn están a pocas victorias y esta exhibición de Mitchell es todo un aliciente para soñar por la corona de la conferencia. 

Entre las continuas locuras de Doncic y esta gran exhibición de Donovan, la NBA ha empezado de una manera espectacular este nuevo año. Con la conferencia Este más igualada que nunca y las jóvenes estrellas de la liga compitiendo por el MVP, el desenlace de esta nueva temporada promete mucho.

 

Imagen Principal: Twitter oficial NBA

Síganme en @JaviCamelloM y sigan toda la información y la actualidad deportiva en @VIP_Deportivo, en nuestro Facebook: VIP Deportivo e Instagram: @vp_deportivo

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto:

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios