La Mejor Información Deportiva

Diario de unos JJOO: «Lesiones infravaloradas»

@Simone_Biles
0

Artículo de opinión sobre el cuidado de la salud mental en deportistas a través de la historia de Simone Biles

El hecho de haber presenciado unos JJOO desde la televisión supone adaptarse a la franja horaria del país en el que se disputan. Tras haber tenido que trasnochar excesivamente cuando se disputaron en Río de Janeiro durante el verano de 2016, tocó madrugar en búsqueda de historias para un libro bautizado Memorias de Tokio.

Si España conseguía metal, la alegría sería mayor, pero por encima de cualquier sentimiento patriótico se encontraba mi afán por encontrar dignas de ser contadas. Este sentimiento es común en la mayoría de los periodistas, aunque cada uno utilice semejante corazonada a su conveniencia. Unos prefieren precocinar contenido y otros directamente analizar lo acontecido, o bien con fines científicos, históricos o incluso ensayísticos.

Obviamente, estas letras aparecen con la finalidad de analizar un determinado acontecimiento en función de su dimensión social utilizando el vehículo literario. En este caso, Simone Biles fue la persona elegida como objeto de ensayo periodístico después de haber anunciado su retirada repentina de la competición olímpica, sin «importarle» que ya había cumplido entrando en dos finales, la individual y por equipos.

Todo pasa factura

Sus problemas psicológicos fueron la razón que le alejó de los pabellones de Tokio. Desde su percepción, la salud mental se situaba por encima de cualquier faceta, incluso la de una medalla olímpica después de haber percibido excesivamente «el peso de sus hombros».

Aunque no pasó inadvertida la noticia, gran parte de la sociedad, de la que yo formo parte, esperábamos este tipo de novedades debido al acecho de la salud mental en el porvenir del ser humano. Como contraposición, apareció Novak Djokovic, leyenda del tenis, reventó el plano políticamente correcto para calificar a la presión como un privilegio para aquella persona dispuesta a darlo todo en su búsqueda de la excelencia.

La presión es necesaria, pero sabiendo quién puede con ella

Sin duda, el serbio dio motivos suficientes para que la piara de ofendiditos saliera a la palestra a base de insultos como poco empático o insensible por haber obviado supuestamente un posible problema de índole psicológico. Habiendo leído meticulosamente sus declaraciones, no detecto ningún tipo de desprecio a la gimnasta estadounidense. Incluso se puede confirmar que no dijo ninguna mentira.

¿Cuántas personas sintieron admiración por Toni Nadal al haberse regodeado de su mano dura sobre su sobrino Rafa para que consiguiese un palmarés de leyenda? La capacidad de aguante la tenía tatuada para salir airoso de situaciones complicadas y Novak no fue mal encaminado. Sin embargo, no todo el mundo está preparado para sufrir este tipo de presión. Además, el propio Toni contó en una de sus enésimas conferencias que su exigencia en condición de padre difiere según las características personales de cada uno de sus hijos.

Siguiendo el caso de Simone, su fuerza de voluntad cuando toca salir adelante en situaciones límite no debe estar fuera de duda. Para empezar, sus progenitores no realizaron el trabajo de crianza oportuno debido a sus problemas de alcohol, quedando la educación en manos de su abuelo. Por si fuera poco, el destino quiso separarla de sus hermanos para ser educados en un hogar diferente al suyo.

Pónganse en su piel

Lejos de rendirse en la batalla de la vida, encontró en el deporte una vía de escape, o mejor dicho, un escenario en el que representar la superación sobre sí misma en un escenario tan cruel como la vida. El reto era mayúsculo y necesitaba un elenco idóneo, pero no perjudicial para su salud como fue el médico Larry Nassar, que le propinó tocamientos indebidos cuando todavía era menor de edad.

Los traumas no desaparecerían y siempre quedarían en el corazón. Ni tan siquiera su éxito rotundo en Río a nivel mundial tapó la tristeza respirada en sus entrañas a raíz de sus complicados años de desarrollo físico, haciendo entrever  que tocaba seguir luchando por perfeccionar su rol en el teatro dignificado de la obra cumbre de Calderón de la BarcaLa vida es sueñoPero la alargada sombra surge como fruto de la oscuridad familiar volvió a acechar cuando su hermano Ohio fue acusado en 2019 de un triple asesinato.

Separados al nacer

¿Qué hubiera sido de Ohio si no les hubieran separado a lo largo de sus respectivas infancias? Nunca lo sabremos, pero desafortunadamente, retrataron cómo dos hermanos separados al nacer idearon dos caminos contrapuestos y el muchacho se llevó la peor cara de la moneda. Efectivamente, ser acusado de haber matado a una persona siempre será peor que un parón por atender a la salud mental.

Esa presión siempre le hizo alcanzar una excelencia difícil de encontrar, ya que personas inexpertas en su deporte supimos apreciar su talento, pero siempre toca parar cuando el cuerpo lo pide. Si Rafa Nadal fue, es y será admirado por su inteligencia a la hora de escuchar a su cuerpo en los momentos que le pide parar, ¿por qué no hacer lo mismo cuando el mecanismo no funciona con la cotidianeidad deseada en retos mayúsculos?

Se puede sonreír en cualquier situación

Andrés Iniesta, aunque no tuvo infancia tan complicada como la de Simone, vio como sus problemas de depresión afectaron a su rendimiento en el terreno de juego durante gran parte de 2009 y 2010. Superó el escollo y metió el gol de la final del Mundial.

Estas reflexiones deben ser básicas

Por tanto, la Historia afirma rotundamente que uno puede ser atendido psicológicamente y volver a darlo todo. Tan importante es lo que dice el crono como las pisadas del cerebro y del corazón, sobre todo en deportes como la gimnasia artística, experta en retirar a sus competidores a edades muy tempranas, salvo que te llames Oksana Chusovitina y recibas a todo un estadio despidiéndote en tu última competición a los 46 años.

¿Imagináis a Simone cabalgando después de haberse levantado de su enésimo revés hasta edades inimaginables? Pase lo que pase, su vida da para una novela digna de reflexión, y si ocurre con otro deportista, no cause tanto revuelo

Imagen principal vía: @Simone_Biles

Síganme en @victor9715 toda la información y actualidad deportiva en @VIP_Deportivo, en nuestro Facebook: VIP Deportivo e Instagram: @vp_deportivo.

Deja un comentario