La Mejor Información Deportiva

DEP Adrián Campos, matrona del Motorsport en España

0

Reportaje sobre la impronta del ex piloto y empresario valenciano en la Fórmula 1 durante sus 60 años de vida

El acecho de la pandemia generada por el COVID-19 ha impulsado una guerra mundial metafórica en la que tenemos diferentes contendientes. Por un lado, la inteligencia acecha contra la masiva estupidez humana y, por otra parte, la Historia se ha visto dividida en dos bandos, la nostalgia para romantizar vicios pasados y la Pedagogía aportada cuando estudiamos el pasado, sobre todo, cuando no deja de morir personajes célebres a lo largo de estos años fatídicos. Celebridades como el artista Pau Donés, el ex jugador Diego Armando Maradona o al comentarista deportivo británico más español Michael Robinson son un claro ejemplo de ello.

Perder la batalla para ganar la guerra

La Fórmula 1 no ha permanecido ajena a este luto sostenido que parece no tener fin una vez iniciado el año 2021, ya que el 28 de enero nos levantamos con una fatídica noticia al haberse hecho pública la muerte del ex piloto, manager y empresario español Adrián Campos a una edad relativamente joven, 60 años. Aunque la mayor parte de los sexagenarios han cosechado sonados éxitos y fracasos, el malogrado alcireño siempre se movía por el motor de los sueños engrasados por el verbo adictivo de ganar.

Para ser exactos, siempre optó por el lema de vida de uno de los miles de versos de la discografía musical de Manuel Carrasco, concretamente el «a veces tienes que perder para después poder ganar» . Porque a Adrián Campos le tocó sufrir continuamente, ya que fue despedido del equipo que le hizo debutar, Minardi, a finales de los 90 cuando tuvo una pequeña mala racha de resultados.

Fue una decepción que le llevó a abrazar a una ventana llena de oportunidades para contribuir a la unión entre España y la Fórmula 1. Porque si con Pedro De la Rosa empezó todo desde dentro, siendo una gota afortunada en tener protagonismo en un mar acostumbrado a decapitar a todo el que se atreve a navegar, él quiso trasplantar todo lo restante de su cadáver como piloto de Fórmula 1 que sirviese como anticuerpos para futuros pilotos campeones.

Su impronta como Maestro y Manager, profesiones aprendidas en el arte de la autodidáctica, permitió que pilotos como Marc Gené, Lucas Di Grassi, Alex Palou, Vitaly Petrov, Antonio García y, sobre todo, Fernando Alonso, tengan la posibilidad de vivir aventuras extraordinarias en el Mundo del Motosport. Todos ellos crecieron en la cuna de la estructura deportiva Campos Racing creada en 1998.

Fernando Alonso, su mejor producto

Precisamente, el año de la creación de la escudería fue cuando puso en escena la principal obra de arte de su carrera. No solamente creó la estructura que le permitió seguir viviendo la pasión de la Fórmula 1, también se convirtió en la matrona que sacó a la luz todo el talento que tenía un tal Fernando Alonso. Vio en ese pequeñajo a un prodigio que derrotaría a Michael Schumacher con el paso del tiempo.

Aquella declaración la lanzó a finales de los años 90, tiempos en los que la información no estaba tan globalizada como en el siglo XXI, pero seguía generando escepticismo al ver que un país tan poco arraigado a este deporte sería capaz de superar a un todopoderoso campeón. Tocaba demostrar las palabras con hechos y Adrián le dio un volante para que ganase la Fórmula Open by Nissan en 1999, siendo premiado con realizar un test con Minardi.

Aquella prueba realizada con Minardi sorprendió a los máximos dirigentes italianos, llegándole a pedir cautela con su conducción. Pero cuando el asturiano comentó que estaba conduciendo con toda tranquilidad, su máximo mandatario, Giancarlo Minardi, no dudó en hacerle un contrato. No obstante, necesitaba la super licencia para pilotar en Fórmula 1, siendo necesario brillar en la Fórmula 3000, posterior GP2 y Fórmula 2.

Contactos y autoridad para escalar

Esta oportunidad surgió en el equipo belga Astromega que tenía una relación especial con Benetton, lugar dónde el técnico español Joan Villadelprat había realizado una gran labor y, tenía grandes contactos con la escudería y con la empresa española Telefónica. El catalán tuvo mano en la búsqueda de equipo y patrocinador para el asturiano, trampolines que le catapultaron hacia la Fórmula 3000.

Durante su periplo en la competición, Adrián Campos y Fernando no dejaron de pelearse con los ingenieros porque el monoplaza no se ajustaba a las características del piloto. Este hecho puede sonar como prepotencia por parte del propio Alonso, ya que los técnicos pueden caer en el famoso tópico de: «hay que adaptarse al equipo y tener la humildad de obedecer». Una mente humilde siempre llena más a los ojos que una hipotéticamente «prepotente», pero muchas veces se confunde prepotencia con incomprensión.

El español no se sintió escuchado durante las primeras pruebas, alternando abandonos con tiempos inversamente proporcionales a su talento. Pero una vez que le escucharon, comenzó a volar, obteniendo una segunda plaza en Hungría y una épica victoria en el trazado de Spa-Francochamps en solitario, pero con el mérito de no conocer dicha pista.

Orientador, pero no usurpador

Obtuvo los puntos necesarios para colarse en el top 4 y obtener la super licencia necesaria para dar el salto a la Fórmula 1. Aunque no llegó a vencer aquella edición de la Fórmula 3000, su pilotaje no pasó inadvertido en el paddock, por lo que empezaron a llegar pretendientes de toda condición. Ferrari fue uno de ellos junto a la necesitada Prost liderada por el tetracampeón francés y Joan Villadelprat.

Ante esas circunstancias, Adrián Campos acordó con Alain que competiría dos temporadas con ellos y, posteriormente, marcharía a Ferrari. No obstante, Jean Todt, le ofrecía un puesto de probador en estructuras satélite de la marca trasalpina, pero Flavio Briatore le propuso ser piloto de Benetton que pasaría a ser Renault en 2002 para formar un equipo propio. Fernando aceptó la oferta del magnate italiano, decisión que sorprendió a su entorno más cercano, incluyendo al propio Villadelprat por el escaso salario recibido de inicio.

Adiós a la relación profesional, pero no a la personal

Aquella decisión unilateral supuso una demostración de la independencia de Fernando Alonso a la hora de darle el rumbo a su carrera. Adrián, que era su mánager, aunque no compartía la misma opinión que el asturiano, respetó su elección y siguió apoyando su trayectoria durante sus primeros años en Renault. La alianza estrictamente profesional finalizó en 2004, cuando Luis García Abad y Flavio Briatore comenzaron a tomar cuerpo en la carrera del español.

Aunque los caminos se separaron, la relación entre el valenciano y el ovetense fueron estupendas hasta que la muerte los separó. Cabe recordar que semanas antes participó en el documental Vuelve el jefe, vuelve Fernando Alonso y confesó las ganas de ganar de Alonso. Precisamente el talento de su pupilo es directamente proporcional a la humildad de Adrián, sobre todo para saber cerrar etapas sin llegar a la toxicidad, tanto a la hora de dejar la competición como en dejar volar libre al bicampeón.

Equipo de F1, asignatura pendiente

Tras haber acabado su periplo con el asturiano, buscó un nuevo objetivo basado en la búsqueda de un equipo español en Fórmula 1. Lo intentó con Bravo F1 junto a Jordi Gené, pero acabó siendo un aborto repentino y a la segunda iba a ir a la vencida con Campos Meta en 2010. Sin embargo, el parto se aplazó hasta el punto de necesitar ayuda de urgencia en forma de inversores como José Ramón Carabante, que sacó el proyecto a la parrilla en forma de Hispania Racing Team, pero acabó falleciendo de forma prematura en 2012 ante la falta de recursos debido al auge de la crisis económica.

Es una espina clavada que contiene cenizas tremendamente efectivas para querer volver durante la década de los años 2020 debido a la presencia de un nuevo reglamento y, sobre todo, con unos dirigentes que aprobarán su presencia si aseguran la puesta en escena de un proyecto con viabilidad económica. Por desgracia, el posible cumplimiento de este sueño no lo verá, pero puede irse a la tumba sabiendo que ha sido la matrona del lanzamiento al exterior de este equipo hacia la gloria.

 

Fuente de la imagen: @alo_oficial

Síganme en: @victor9715 y sigan toda la información y actualidad deportiva en @Vip_deportivo, en nuestro Facebook: VIP DEPORTIVO e Instagram @vp_deportivo.

Deja un comentario