La Mejor Información Deportiva

Así juega el Atlético de Madrid

El conjunto rojiblanco ha realizado un gran partido a pesar de lo que muestra el resultado.

El partido entre el Atlético de Madrid y el Levante abría la jornada dominical. El encuentro vivido en el Wanda Metropolitano ha sido de lo más vistoso a los ojos de un aficionado al fútbol. Los del Cholo Simeone mostraron sus virtudes y el míster puso la pizarra. Además, los tres puntos en casa sirven para recortar distancia al Barcelona a falta de que este dispute su encuentro contra el Eibar.

La alineación de Diego Pablo Simeone no era similar al resto de sus onces. Vitolo era titular y Juanfran ocupaba el lateral izquierdo por la baja de Filipe; aunque podría haberlo hecho Lucas. El míster creyó conveniente que el francés guardara reposo tras la lesión.

Una primera parte vertical

La primera mitad de los locales ha sido soberbia. A pesar de que el gol llegara en la segunda mitad, la primera parte ha tenido un papel clave para encarrilar el encuentro. De hecho, el VAR anula un gol a Koke en el minuto diez. 

La estrategia de la primera parte era simple pero eficaz. Simeone planteó un fútbol rápido y por bandas, entrando por la esquina del área. Una vez en el pico los encargados de efectuar el último pase eran Vitolo y Arias. Tanto el canario como el colombiano han firmado un partido soberbio, sobre todo el 23. 

Vitolo ha sido la llave de Diego Pablo Simeone en este partido. El canario orientaba todos los balones hacia la portería de Oier. De hecho, Vitolo es el que asiste a Koke en el gol anulado por el VAR.

La presión de los pupilos del Cholo era simple y a su vez intensa. Cuando el balón estaba en campo levantino la presión era fortísima, obligando a los de Paco López a retrasar el balón hasta su portero. Sin embargo, cuando el cuero estaba en campo propio, los del argentino sabían esperar al momento de intervenir y armar una contra letal.

Un gol revolucionario

En la segunda parte el juego de los rojiblancos se mantuvo hasta el gol de Griezmann de pena máxima. De hecho, el penalti llega tras una jugada por la banda de Vitolo que acaba con la entrada de Thomas por el pico del área.

El tanto del galo desde los once metros cambió el rumbo del partido. No obstante, los locales supieron mantener el control del partido hasta los últimos compases del mismo. La estrategia del Atlético de Madrid pasó a ser más lenta. El movimiento de balón era cada vez más horizontal hasta ver el hueco por donde colar un balón peligroso a los atacantes.

En el minuto 73 entraría Lemar para sustituir a Correa. El francés revolucionó de nuevo el partido. Lemar estuvo muy activo en ataque y muy rápido en las contras; sin embargo, fallaba en el último pase de cara a la portería de Oier. Además, entró Kalinic en sustitución de Vitolo. Este cambio suponía un giro por completo en el choque. Los colchoneros se cerraron atrás esperando sacar un balón por alto para que controlara el nueve rojiblanco y poder subir el segundo gol al marcador.

Tras la salida de Vitolo del terreno de juego los granotas tuvieron sus oportunidades más claras. No obstante, Jan Oblak es el encargado de custodiar la portería atlética. Nadie quiere estar en la situación de los atacantes levantinos. No cualquiera le marca un gol a Oblak. Así lo demostró el cancerbero del Atlético de Madrid. Oblak sacó a relucir sus grandes dotes y sus aún más grandes reflejos.

Así juega el Atleti

El Atlético de Madrid ha tenido el partido controlado desde el principio hasta casi el final del encuentro. Los de Paco López solo han conseguido sacar a los rojiblancos de su partido en los últimos minutos del mismo. Un gran fútbol de toque rápido y un buen estado de forma de todos los jugadores han logrado no atrasarse en la carrera por el título de liga.

Fuente: Atlético de Madrid

Síganme en @inigo_valera y sigan toda la información y actualidad deportiva en @VIP_Deportivo o en nuestro Facebook: VIP Deportivo.

Los comentarios están cerrados.