AnálisisDestacadoF1Motor

Así ha sido el 2023 de Fernando Alonso: podios, luchas y altibajos

El piloto asturiano se ha subido al podio en 8 ocasiones, ha terminado 4º en el Mundial y llegó incluso a liderarlo por unos instantes en Arabia Saudí.

El piloto asturiano se ha subido al podio en 8 ocasiones, ha terminado 4º en el Mundial y llegó incluso a liderarlo por unos instantes en Arabia Saudí.

La temporada 2023 de F1 finalizó hace poco más de dos semanas. En esta, volvimos a ver a Fernando Alonso luchando por las primeras posiciones, algo a lo que no estábamos acostumbrados desde sus últimos años en Ferrari. La época en McLaren-Honda fue un absoluto fracaso y en Alpine, después de su regreso a la F1, más de lo mismo. Llegamos a ilusionarnos con «El Plan», pero todo quedó en eso, en un simple plan. Tras perder las esperanzas por volver a ver a Fernando arriba, el piloto español fichó por Aston Martin. Fue una decisión que pilló a cualquiera por sorpresa, ya que la posición que ocupaba la escudería inglesa en ese mismo año no era buena; pero a principios de 2023, todo cambió. Esta temporada, Alonso ha vuelto a brillar.

El gran inicio de temporada

La temporada 2023 ha sido una auténtica montaña rusa para Aston Martin. Han sido innumerables las alegrías que nos han brindado los ingleses, que pasaron de acabar novenos en constructores en 2022, a ser el quinto mejor equipo en 2023. Todo esto con grandes resultados de por medio, en su mayoría logrados por Fernando Alonso.

El español comenzó la temporada con una 3ª posición en Bahrein, donde Aston Martin confirmó los rumores que se removían a principios de año: el coche verde, funcionaba. Luego, repitió posición en Arabia Saudí, donde llegó a liderar el Mundial en las primeras vueltas tras pasar a Checo Pérez; y en la caótica carrera de Melbourne. En Baku, Alonso dejaba de subirse al podio por primera vez en toda la temporada. Acabó 4º salvando los muebles en un Gran Premio que se preveía difícil por la larga recta que perjudicaba al Aston Martin. No obstante, volvió a subirse al tercer escalón en Miami, de nuevo por detrás de los dos Red Bull.

Mónaco resaltaba en el calendario del equipo. Fernando sabía que en el Principado podía llegar la ansiada victoria 33, y estuvo a punto de conseguirlo. Se quedó a 81 milésimas de conseguir la pole que firmó Verstappen, y en carrera, por culpa de un error de estrategia, quedó sin opciones de victoria terminando en 2ª posición, la mejor de la temporada. En España, lo que parecía de nuevo una gran oportunidad para soñar, acabó 7º en lo que sería la peor posición del año hasta el momento.

Llegaba Canadá y con ello, una gran actualización del monoplaza de Alonso. Ya avisaron desde Aston Martin de que el coche inicial iba a ser evolucionado en gran medida a lo largo de la temporada, y allí llegó la primera de las actualizaciones. Todo ello sirvió para ser de nuevo 2º por detrás de Verstappen y por delante de Hamilton tras una bonita batalla.

Llegaron las dudas…

Las cosas empeoraron notablemente en los siguientes Grandes Premios. En Austria, Silverstone, Hungría y Bélgica, el español se alejó de las primeras posiciones, acabando 6º, 7º, 9º y 5º respectivamente. En Países Bajos, todo volvió a cambiar. El asturiano subió a la segunda posición del podio tras «bailar» sobre la lluvia y firmar una de las carreras más espectaculares de la temporada.

Italia y Singapur fueron otros puntos de inflexión para la escudería por los malos resultados. En Monza, Fernando fue 9º tras realizar, según cuenta él mismo, «la mejor carrera del año» por lo mal que funcionaba el coche en ese circuito. En Singapur acabó fuera de los puntos por primera vez. Eran momentos de incertidumbre para el equipo inglés. La mala racha continuó en Japón, donde fue 8º; en Qatar, con una 6º posición tras un error propio; y en Estados Unidos y México, donde abandonó de manera consecutiva. La montaña rusa volvió a experimentar una subida en Brasil. Alonso consiguió su último podio de la temporada dando un recital tras pelear con Checo Pérez por más de 20 vueltas. En Las Vegas y Abu Dhabi, Fernando defendió la cuarta posición del campeonato, que llegó a peligrar por momentos. Acabó 9º y 7º respectivamente.

Así cerraba una temporada histórica para nuestro país. Volvíamos a ver a nuestro referente del automovilismo disponer de un coche competitivo que le ha permitido luchar, de nuevo, por lo que siempre se ha merecido. No es suficiente, lo sabemos. Queda mucho por trabajar para luchar por las victorias, pero todo es posible para 2024. Aston Martin nos ha enseñado a soñar, y qué menos que volver a hacerlo por Navidades.

Por: Manuel Rodríguez González.

Imagen principal vía: (Photo by ANGELA WEISS/AFP via Getty Images)

Síganme en @manueelrdguez y sigan toda la actualidad deportiva en @Vip_Deportivo, en nuestro Facebook: VIP_Deportivo e Instagram @vp_deportivo.

 

Manuel Rodríguez

Desde los 14 años redacto artículos con un único objetivo: ser periodista deportivo.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba