La Mejor Información Deportiva

A veces el fútbol es un buen control orientado

0

Un buen control orientado es clave para adaptarse a un fútbol moderno donde hay que ejecutar las acciones más rápido

Los entrenadores se comen la cabeza durante toda la semana pensando en como pueden superar la primera línea de presión del rival. Como superar a los cuatro mediocentros rivales. Como superar la última línea defensiva del rival antes de llegar al portero. Y sabiendo que esa decisión final debe venir unida a una rápida ejecución de acciones. Abro a los centrales, incrusto al pivote entre centrales, los laterales adelantan su posición, pelotazo del portero que llega a mediocampo y ya he superado una línea de presión, pero me faltan dos y el balón está en disputa. Es muy difícil saber y acertar en como se va a llegar el domingo al área rival de la manera más rápida y efectiva posible. Nos comemos el coco en tácticas, tecnicismos y cosas académicas, pero a veces el fútbol es un buen control orientado.

Thiago, MVP de la final de la Champions y dueño del partido a través de un repertorio de buenos controles orientados. Siempre bien perfilado tras realizar una visión periférica con esos ojos traseros. En la medular era él contra el acoso de tres centrocampistas del PSG, y siempre superaba esa línea, más la primera cuando le tocaba dar salida de balón desde atrás, con un buen control orientado. Thiago fue la base de la jugada, siendo la primera opción para salida de balón, el que aparecía entre líneas y el timón en campo contrario. Y apareció de manera efectiva por todos lados gracias a un buen control orientado. Siempre acosado, y siempre girándose con sentido gracias a un buen control orientado, provocando siempre algo positivo para su equipo. El gol nace de un buen control orientado de Thiago en campo propio y ante la presión de tres jugadores del PSG.

Thiago aprendió de Xavi e Iniesta, con quienes tuvo la más buena que mala suerte de haber coincidido en la misma época. Mala porque si fuese otra época, Thiago seria titularisimo en la Selección. Buena, porque se ha convertido en un mejor jugador gracias, en buena parte, a lo que aprendió de ellos en el Barcelona. Selección Española, ganadora del Mundial y Eurocopas desde el buen control orientado de Xavi, Iniesta y compañía.

Ves el 0-1 ante Alemania en la Eurocopa 2008, el gol de Villa ante Portugal en el Mundial 2010, el gol ante Holanda en Sudafrica…Todas esas jugadas se construían a través de un buen control orientado. En ese equipo nadie recibía de espaldas, y si lo hacían, sabían hacia donde orientar el cuerpo y el control del balón para no perder la pelota, y sobre todo darle continuidad al juego. En las grandes noches de España, era todo juego hacia adelante, con una circulación de balón rápida gracias al buen control orientado. Eso era el «tiki-taka», pases en el momento justo, preciso y al pie ventajoso del compañero, facilitando el control orientado con el que habrás superado una marca o línea entera del rival.

El Barcelona de Guardiola, en mi opinión el mejor equipo de fútbol de toda la historia. Ese equipo era todo control orientado. Recuerdo que cuando ese Barcelona visitaba El Molinón, mi padre siempre quería llegar a tiempo al estadio para ver el calentamiento. No lo hacia con ningún otro club que visitara Gijón. Ese Barcelona llegaba al estadio a falta de 50 minutos para el comienzo del partido, y realizaba un calentamiento de apenas 15 minutos. 15 minutos de calentamiento, 15 minutos de control orientado. Ahí entendí porque mi padre insiste tanto, y con razón, en el control orientado, en el perfilamiento, en la visión periférica. Y los niños tienen interiorizado el control orientado gracias a la practica y rutina continua, como aquel Barcelona de Guardiola.

Un buen control orientado lo podemos hacer cualquiera, pero para saber hacerlo ante los mejores equipos del mundo y frente a 100.000 espectadores hay que tenerlo muy interiorizado. Iniesta, Xavi y Thiago no nacieron con el control orientado interiorizado, sino que desde muy pequeños se lo enseñaron e inculcaron en La Masía. Hay jugadores que son de los mejores a nivel mundial en su puesto, pero que no son los mejores porque no tienen interiorizado el control orientado.

Casemiro, al que yo he elogiado por aquí, no es el mejor pivote del mundo porque le cuesta perfilarse y por tanto realizar un buen control orientado. También se me viene a la cabeza Icardi, un 9 con números espectaculares de goles, pero que no es el mejor 9 del mundo porque le cuesta perfilarse y realizar un buen control orientado. Por un mal control se han perdido partidos, Champions y Mundiales. Por un buen control orientado se han ganado títulos, Champions y Mundiales. Parece un detalle, pero el fútbol actual cada vez se deciden más por detalles y, junto al gol, el control orientado es el detalle más importante del fútbol. A veces el fútbol, lleno de números y estadísticas, es un buen control orientado.

Imagen principal vía: Bayern Múnich 

Síganme en @franyako y sigan toda la información y actualidad deportiva en @VIP_Deportivo, en nuestro Facebook: VIP Deportivo e Instagram: @vp_deportivo.

Deja un comentario